(+52) 55 5688 0938
Abr 21, 2016 by Carmen Muriedas Category: Protocolo 0 comments

Se conoce como proxémica a una de las disciplinas que forman parte de la comunicación no verbal; estudia la forma en que las personas utilizamos el espacio y la distancia que guardamos en relación a otros cuando nos comunicamos.

Ésta puede variar según nuestro interlocutor, debido a la relación y estima que tenemos con él; es decir, si se trata de un público, un extraño, un amigo, tu pareja, etc. o bien al grado de comodidad que tengamos en el momento de la conversación.

Edward T. Hall hizo una distinción en dos grupos del uso del espacio en la comunicación de las personas a nivel cultural:

Las de contacto: las mediterráneas, latinoamericanas y árabes; y las de no contacto: las del norte de Europa, Asia Oriental y Norteamérica, dentro de las que destacan naciones más distantes como los Inglaterra, Alemania y Japón.
 
¿Qué influye?
 
Factores como la edad, la personalidad, la cultura y las circunstancias.
 
Seguramente muchas veces has notado que cuando invadimos el espacio personal de nuestro interlocutor este querrá recuperarlo dando unos pasos hacia atrás, todos lo hemos hecho, si invadimos este espacio la otra persona creará un bloqueo mental que sin duda alguna será una barrera para desarrollar una comunicación asertiva.

Hay personas que cuentan con una mayor habilidad para las relaciones sociales mismas que, a buena noticia es que la proxémica, al ser una habilidad, puede portarse de manera innata, adquirida o bien, se puede desarrollar.
 
Existen personas que no obstante con carecer de estas habilidades, les resultan insignificantes, ridículas, o bien, les son desconocidas por completo.
 
Si eres una persona tímida o con problemas para socializar, lo primero que debes hacer es desprogramarte y desbloquearte, tampoco debes tener exceso de confianza, encuentra tu balance y procura, cuando asistas a reuniones de negocios, investigar sobre la otra persona y los protocolos a seguir.
 
Debes saber que el uso correcto de tu espacio puede ayudarte a conseguir muchos de tus objetivos pues nos ayuda a acertar en nuestra comunicación. La practica constante es lo que te ayudará a mejorar tus habilidades, además de adquirir mayor conciencia sobre las mismas para que se conviertan en acciones programadas, haciendo que las realices como algo que “debes” y con el tiempo las realices de manera automática.
 
Salir de tu zona de confort no es algo sencillo pero verás que el cambio en tus relaciones personales y sociales será una habilidad que apremia y que en ningún sentido podría hacerte perder.
 
En países latinoamericanos se recomienda mantener una distancia de 35-50 cm de nuestro interlocutor, este espacio puede ser mayor con las culturas que se han mencionado de no contacto para no invadirlos; por el contrario, establecer una distancia mayor podría denotar frialdad o desinterés hacia la otra persona. Busca el espacio idóneo.
 
La higiene personal y la imagen pulcra también ayudan a que la otra persona quiera acercarse y escucharte, de lo contrario estos factores pueden ser distractores y creara una barrera en la comunicación, la otra persona podría mostrar desagrado o repulsión con su distancia.
 
Tocar a la otra persona mientras hablas son gestos exclusivos para relaciones más íntimas y nunca para las negociaciones, así que evítalas. Toma en cuenta que si viajas a otros países las miradas, el saludo, estrechar la mano o saludar de beso, son aspectos que deberás investigar antes de salir de tu lugar de origen.
 
Cuando queremos desarrollar nuevas habilidades debemos investigar y practicar, existen distintos protocolos relacionados a la proxémica para entablar, retomar y mantener nuestras relaciones y que debemos tomar en cuenta antes de hacer cualquier tipo de negociación, sobre todo si son de carácter internacional.

 

Artículo por: Carmen Muriedas 
Estratega de Contenidos “Mi Huella Es”
Sígueme en Twitter:@kamuriedas

Leave a Comment!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *